ESCRÍBENOS

info@tuteladh.org

LLÁMANOS

ELIGE UN ÁREA

SITUACIÓN ACTUAL DEL AGUA EN EL SALVADOR

Según el Informe de Calidad de Agua de los Ríos en El Salvador elaborado por el Ministerio de Medio Ambiente y Recursos Naturales, que el último fue presentado en el 2017; el 6 % de los sitios evaluados a escala nacional cumplen con la aptitud de uso para actividades recreativas con contacto humano, según las guías de calidad de agua; pero omiten la informacion de cuanto es el porcentaje para el consumo Humano. Es decir, que un 68% del agua se encuentra contaminada y representa un peligro para la vida humana y animal, incluso para riego de la flora.
La Administración Nacional de Acueductos y Alcantarillados (ANDA), indicaba que más del 8.7% de la población salvadoreña no tiene acceso alguno al agua potable, de las cuales el 99% de ellas residen en las zonas rurales. La disponibilidad del agua para el consumo humano a través de este sistema desigual ha provocado la sobreexplotación de manantiales estratégicos situados en municipios como Quezaltepeque y Nejapa en el departamento de San Salvador, así como en fuentes superficiales del área metropolitana. Por ejemplo: entre 2008 y 2016, 45 pozos de ANDA dejaron de producir agua, todos ellos ubicados en el Área Metropolitana de San Salvador, donde habitan una población estimada de 2.1 millones de salvadoreños.
Ya el relator de la ONU hizo énfasis en que una de las obligaciones de derechos humanos es dar prioridad al uso del agua para consumo humano y doméstico, sobre otros usos del agua. La Sentencia de la Sala de lo Constitucional del 15-XII-2014, Amparo 513-2012, se expuso que el derecho al medio ambiente -art. 117 Cn. -, en relación con los derechos a la vida y a la salud -art. 2 inc. 1° y 65 inciso. 1° de la Constitución, permite interpretativamente la adscripción del derecho de toda persona a disponer de agua suficiente, salubre, aceptable, accesible y asequible para el uso personal y doméstico, pero no existe un reconocimiento expreso en la Constitución y una ley especial que regule su uso en los sentidos antes mencionados.
Uno de los principales megaproyectos que pretenden ejecutar y que afectarían zonas de recarga hídrica en el país es Ciudad Valle El Ángel; proyecto que consta en la construcción de mas de 8,000 viviendas, centros comerciales, escuelas, oficinas administrativas; en municipios del AMSS con grandes asentamientos humanos aproximadamente 2,1 millones de habitantes. Con esfuerzo de las organizaciones civiles se ha logrado que la Procuraduría Para la Defensa de los Derechos Humanos dicte medidas cautelares en la zona; el MARN aun está en la etapa de la evaluación del estudio de Impacto Ambiental.
Además, las comunidades, cantones y colonias del Municipio de Nahulingo y Sonsonate, que asciende a 8,000 habitantes también se han visto afectadas por una problemática que abarca tanto destrucción en patrimonio cultural y daños severos al medio Ambiente; es el desarrollo de un proyecto urbanístico denominado comercialmente como Acrópolis-Sonsonate, el lugar donde lo han ejecutado en el sitio sagrado de Tacushcalco y la contaminación al Rio Ceniza. Se presentó una denuncia en el Juzgado Ambiental de Santa Ana, y se judicializa bajo la referencia MC-89-19. Actualmente se realizan inspecciones para poder dictar las medidas cautelares.
El Salvador actualmente cuenta con cerca de 360 ríos que se conectan para firmar diez regiones hidrográficas, existen cuatro lagos principales: Ilopango (70 km2), Guija (44 km2), Coatepeque (24.8 km2), Olomega (24.2 km2) y cuatro embalses artificiales construidos con fines de generación hidroeléctrica. El embalse del Cerrón Grande, conocido localmente como el Lago Suchitlán, es el mayor cuerpo de agua dulce en El Salvador. Así mismo la cuenca del Río Lempa, constituye la cuenca más grande del país, que cubre la mitad del territorio en un área de 10,255 km2, en el que habita un 48% de la población salvadoreña y proviene de los países Guatemala y Honduras, convirtiéndose en un río transfronterizo.
A pesar de que El Salvador cuenta con una buena oferta hídrica, la falta de protección de cuencas hidrográficas, la mala distribución de los bienes hídricos, y la falta de una legislación y cultura de escasez considerado como de estrés hídrico, es decir, la demanda de agua es más alta que el agua disponible.
Tomando en consideración esta situación, respecto a la crisis que se sufre referente al agua la Asamblea Legislativa y el Ejecutivo debe aprobar la Ley General del Agua, junto con la prohibición del uso de productos agroquímicos tóxicos y la reforma constitucional sobre el reconocimiento del Derecho Humano al Agua y al Saneamiento; se debe crear una legislación especial para que ANDA no continúe siendo juez y parte, respecto a la administración del agua; sobre la explotación del agua para fines de comercialización, se debe regular este sector mediante una Ley del Sub Sector de Agua Potable y Saneamiento y para finalizar El Salvador debe trabajar porque se cree un tratado entre los países de Guatemala, Honduras y El Salvador que garantice que los Estados y sus diferentes estructuras sean nacionales, departamentales o locales nacionales y municipales, para que asuman el compromiso de impulsar las medidas necesarias, en términos de regulación y control; con el fin de asegurar un manejo integral, sustentable y con enfoque de cuencas compartidas de las aguas transfronterizas entre los tres países.
Por ello, pedimos encarecidamente a la Comisión Interamericana de Derechos Humanos que:
A. Interponga sus buenos oficios con la finalidad que reforme la Constitución de la República, reconociendo el derecho humano al agua en el artículo 2, al lado del derecho a la vida; apruebe la Ley General de Aguas con enfoque de derecho humano y participación ciudadana y apruebe la Ley del Subsector Agua y Saneamiento, todas ya propuestas por la sociedad civil organizada;
B. Además, inste a El Salvador, para que instaure una verdadera política de protección del medio ambiente con enfoque de derechos humanos y no apruebe la ejecución de proyectos que afecten a este y principalmente las pocas fuentes de agua que el país posee.
C. Finalmente, motive a El Salvador para la aprobación del Tratado de Aguas Transfronterizas con enfoque de derechos humanos, propuesto por la sociedad civil organizada, para que pueda iniciar negociaciones con Guatemala y Honduras.
Todo lo anterior en cumplimiento con las obligaciones adquiridas y contenidas en la Convención Americana sobre Derechos Humanos, en los artículos 1, 2 y 26.

Por: Tutela de Derechos Humanos del Arzobispado de San Salvador

HAZ TU DONACIÓN

ESTAMOS UBICADOS EN:

Avenida Dr. Emilio Àlvarez y Calle Dr. Max Bloch, Colonia Médica, San Salvador, El Salvador.

UNIDAD JURÍDICA

Tel.: 2234-5321
Email: juridico@tuteladh.org

CENTRO DE DOCUMENTACIÓN

Tel.: 2234-5323
Email: archivo@tuteladh.org

UNIDAD DE EDUCACIÓN

Tel.: 2234-5302
Email: educacion@tuteladh.org

Instituciones cooperantes:

WordPress Video Lightbox Plugin